¡Porque la parranda se respeta!

“Aaaayyy la vida/tan bonita que es viviiiirla/con amor y compartirlaaaa (…)” fue una de las últimas canciones que cantó el Cacique de la Junta, Diomedes Díaz, a quien se le rindió homenaje en el pasado Festival de la Leyenda Vallenata en Valledupar. Para los que no están familiarizados con la cultura colombiana, DIOSmedes, como también era conocido, fue uno de los más importantes cantantes de vallenato. Su vida estuvo llena de escándalos, excesos, drama y mal ejemplo, pero su música caló en los huesos de todo un país.

Foto por: Mariana Orozco B.

Barahúnda de Frivolidad

Colombiano que se respete ha bailado, o al menos oído, alguna de sus canciones y, para la gente de su tierra, este hombre de rasgos indígenas era un rey. Sin duda, para muchos, homenajear a este personaje es todo un desafío a la moral, pero yo fui a esta versión del Festival a hacerlo, pero no a honrarlo a él si no a su legado musical. Herencia que ayudó a que nos conectáramos con esa cultura popular que a veces a tantos les causa escozor.

No estoy bromeando cuando digo que este hombre era considerado todo un rey, ¡solo hay que ver la manera como fue enterrado! Y hoy está hasta en murales en algunas paredes de la ciudad.

Por: Javier Andrés Escobar G.

Murales de Diomedes en las calles de Valledupar, Cesar

En una entrevista de hace ya algunos años con Ernesto McCausland, un famoso periodista colombiano ya fallecido, Diomedes presagió cómo iba a ser su funeral, además dio a conocer sus particulares visiones sobre la muerte; porque es que si uno supiera que muerto serviría más, pues se moriría hoy mismo ¡jajaja!

‘Pintaba’ su entierro bonito, su cajón allá en el medio, los gamines vendiendo chicle, gente vendiendo ‘gasiosa’, pastelitos y una docena de sus viudas acompañándolo sedadas con pastillas para no llorar.

 

La realidad fue casi profética, su entierro se celebró un 25 de diciembre en una tarima en la arborizada Plaza Alfonso López, la principal de Valledupar, con su ataúd encima de ella y como si se hubiera adelantado el Festival. Había, literalmente, todo tipo de ventas callejeras y varias de sus viudas lloraron su cajón en vivo para la televisión nacional, mientras varios de sus más de 28 hijos le daban una serenata.

Aún hoy, varios meses después de su muerte, llegan buses llenos de gente a visitar su tumba, pues ya hasta se han ganado el chance y la lotería con el número que en ella aparece. Después nos preguntamos por qué somos el país del realismo mágico ¡que en paz descanse Gabo que muy bien lo retrató en su literatura!

El nombre de Diomedes pasó a estar al lado de otros grandes juglares como Rafael Escalona, Leandro Díaz y Alejo Durán, entre otros. Con ellos se contó la historia de la costa caribe colombiana, se relataron amores y desengaños, que llegan hasta nuestros días y, han cruzado fronteras gracias a Carlos Vives, el mayor exponente de esta herencia para el mundo.

Toda esta cultura nació y fue posible en el momento en que esos relatos se encontraron con el acordeón, instrumento de origen polaco, que llegó gracias al contrabando por la vía de Curazao entrando al país por Riohacha en La Guajira. A estos instrumentos originales, que vi con mis propios ojos en la Cité de la Musique en París, los costeños le realizaron algunos cambios para que dieran el sonido que hoy da vida al género musical que conocemos como vallenato o vallejarto para los más aburridos ¡jajaja! Pero para personas como yo, con delirio de costeños, son ritmos que nos hacen vibrar, alegrar y disfrutar por largas horas sin parar.

Por: Javier Andrés Escobar G.

Acordeones originales en la Cité de la Musique en París

Fue por esta razón, la de no dejar perder las raíces y el folclor regional, que una vez creado el departamento del Cesar en 1967, al año siguiente, ya estaban instaurando este evento. Varios notables de la región encabezados por Consuelo Araujo Noguera, ex ministra de Cultura y el pollo López, como le decían al ex presidente de la República Alfonso López Michelsen, decidieron crear el Festival de la Leyenda Vallenata, que hoy llega a su versión número 47.

El Festival, que dura una semana, comienza con el baile típico del departamento que son las piloneras. Las comparsas son conformadas por varias parejas con los trajes típicos, que para el hombre es una camisa blanca de manga larga de cuatro bolsillos, pantalón blanco y alpargatas, el calzado en el que se inspiraron los famosos Toms. Por el lado de la mujer, las telas de los vestidos pueden variar en vistosos colores, pero todas tienen una falda amplia y la camisa con gorguera y finos encajes que le dan sofisticación al atuendo. Para este evento, que se realiza por las calles de la ciudad, hay una competencia de más de 60 comparsas en donde se elige la mejor, es decir la que cumpla con todos los requisitos de vestimenta, baile y ¡actitud!

Valledupar 6

Nuestra blogger de Mochilink, Mariana, en su vestido de pilonera

Después de este toque de diana inicial, empiezan a sonar en el `Valle del Old Parr, conocido así porque es el licor consumido por excelencia en la región, el acordeón, la guacharaca y la caja. En toda la semana, que generalmente cae en abril o mayo, se realizan las eliminatorias de los ‘papás de los acordeoneros’, sobre todo en la Plaza Alfonso López (donde enterraron al Cacique), en las diferentes categorías: infantil, juvenil, aficionado y, la más importante, profesional. Es de esta última categoría de la que se elige el `rey vallenato’ que es escogido el último día en una competencia en el Parque de la Leyenda Vallenata. También, durante el festival, se lleva a cabo la competencia de canción inédita. Todos estos eventos al ser en plaza pública son de libre acceso ¡del pueblo y para el pueblo, compatriotas!

Tomada de:https://www.google.com.co/search?q=calles+de+valledupar&es_sm=91&source=lnms&tbm=isch&sa=X&ei=QbTAU4m3KYbLsATW6YK4Bg&ved=0CAYQ_AUoAQ&biw=1093&bih=522#facrc=_&imgdii=_&imgrc=fBUyoaKUEU38bM%253A%3BZPTh4rE1fKxJjM%3Bhttp%253A%252F%252Fwww.experienciacolombia.com%252FContentFiles%252FFotosColombia%252FCesar-valledupar-valledupar-0200.jpg%3Bhttp%253A%252F%252Fwww.experienciacolombia.com%252Fdestino.php%253FColombia%253DValledupar(Cesar)%2526Valledupar%2526destino%253D13%3B700%3B479

Plaza Alfonso López, plaza principal de Valledupar

Por: Javier Andrés Escobar G.

Otro ángulo de la Plaza Alfonso López en Valledupar

El vallenato, se vuelve una constante sinfonía en toda la ciudad por la mañana, por la tarde, por la noche y en la madrugada (bis, bis). Como muchos no lo saben, se deben estar preguntando ¿Qué se hace durante el Festival? ¡Planes hay muchos! Eso sí, si no le gusta el vallenato, es claro que sufrirá.

Generalmente hay una programación oficial que se realiza en el Parque de la Leyenda Vallenata- Consuelo Araujo Noguera, la que no es gratis, como nos gusta. Hay varias noches donde se tiene un cantante internacional, para esta versión los invitados fueron Daddy Yankee (¡conciertazo!) y Enrique Iglesias. Los artistas internacionales se intercalan con los más importantes artistas vallenatos, que hoy incluyen a Jorge Oñate, Poncho Zuleta e Iván Villazón, que son los veteranos y los demás como Martín Elías Díaz, Peter Manjarrés, Silvestre Dangond y Jorge Celedón, entre otros.

Tomada de:https://www.google.com.co/search?q=parque+de+la+leyenda+vallenata+consuelo+araujonoguera&es_sm=91&source=lnms&tbm=isch&sa=X&ei=YbfAU-zaEfHesASNtYHYBg&ved=0CAgQ_AUoAQ&biw=1093&bih=522#facrc=_&imgdii=_&imgrc=SsBE9biL579QAM%253A%3BQ6NSbOkp0VkovM%3Bhttp%253A%252F%252Fwww.festivalvallenato.com%252Fweb%252Fimages%252FParque%252520de%252520la%252520Leyenda%252520Vallenata%252520Consuelo%252520Araujo%252520Noguera%252FPanormicas%252520Parque%252520de%252520la%252520Leyenda%252520Vallenata%2525201.JPG%3Bhttp%253A%252F%252Fwww.festivalvallenato.com%252Fweb%252Findex.php%252Fleyenda%252Fparque-consuelo%3B1029%3B683

Panorámica del Parque de la Leyenda Vallenata- Consuelo Araujo Noguera

El sábado siempre es el último día de eventos y la final se hace en el Parque con los 5 acordeoneros que llegan a ella. En esta tarima cada finalista tiene cuatro minutos para entonar cada uno de los ritmos vallenatos que son el paseo, el merengue, el son y la puya, acompañados de la caja y la guacharaca. Aunque no lo crean la guacharaca y la caja, son determinantes a la hora de ganar, tanto así que los acordeoneros se pelean a los mejores músicos para que toquen con ellos.

Aparte de esto hay otros conciertos en otros escenarios alrededor de la ciudad, la oferta no variará mucho, siempre verán a los mismos con los mismos. Pero los disfrutarán al máximo. Hay eventos como el Tsunami Vallenato al que van todos los artistas vallenatos mencionados, hay fiestas más exclusivas en los clubes de la ciudad que son el Club Campestre y el Club Valledupar. Estas son las mejores si a usted no le gustan las multitudes. También, para los del Jet- Set criollo, están las parrandas privadas que generalmente realizan las grandes empresas como Bavaria o BBVA, así que empiecen a mover sus influencias si quieren asistir a una de estas ¡jajaja! Pero si usted va con bajo presupuesto también hay eventos gratis, patrocinados por la gobernación y el municipio, con los mismos artistas. ¡Así que ninguno ni ninguna se quedará sin parrandear!

Durante estos días Valledupar se paraliza, porque para los valduparenses, más conocidos como vallenatos, ¡la parranda se respeta! Y la gran mayoría de personas piden permiso en sus trabajos para suspender sus labores durante estos días y si no de todas maneras asisten a casi todo. La gente vallenata es exigente con su música, puede que lo que para uno suena bien, no lo es para ellos. Siempre tienen en cuenta el repertorio del artista, la canción con la que abren sus conciertos, la manera como manejan el escenario, cómo sus músicos tocan el bajo y demás instrumentos, si están afinados y hasta la manera en la que se mueve el fuelle del acordeón en cada nota que este emite.

La bailada no es muy diferente, ese baile arrebatado y tosco del vallenato en el ‘interior’ es un atropello para los expertos costeños. Empezando por el tipo de vallenato que se oye, ese vallenato tipo ‘osito dormilón’ del Binomio de Oro, que se conoce como llorón, es un ¡insulto! Aunque a mí también me gusta ¡jajaja! En todo caso, los movimientos de su baile son rápidos cuando se trata de puya o merengue y más calmados cuando es son o paseo, pero siempre son movimientos mesurados y elegantes.

Para disfrutar de estas fiestas, se tendrá que preparar para aguantar hasta el final, generalmente las parrandas se acaban tipo 7 de la mañana, encontrándose de un momento a otro bajo ese azul reproche del cielo, y de allí la costumbre es ir a desayunar a algún lado. Los desayunos típicos incluyen chicharrón, carne molida, cayeye, que es un tipo de plátano pequeño o guineo con ‘hogao’ (salsa criolla) y suero (un derivado de la leche), yuca, costilla, arepa de huevo, bollo limpio, bollo de maíz, tamal y un sin fin de delicias que lo pararán, le quitarán la ‘juma’ y lo dejarán listo para la siguiente.

Y no se sorprendan si van a alguna de las fiestas del Club Valledupar y terminan caminando por las calles del Barrio Novalito con una banda-papayera a sus espaldas bajo los primeros rayos del sol, pero cobijados por las arborizadas calles llenas de árboles de mango y de cañaguate florecidos con sus intensas flores amarillas, para llegar a rematar a la casa del anfitrión ¡Más realismo mágico! Y eso sí como ya lo dije, los vallenatos son los mejores anfitriones.

Por: Javier Andrés Escobar G.

Barrio Novalito en Valledupar ¡Nada que envidiarle a Beverly Hills! ¡Jajaja!

Tomada de:https://www.google.com.co/search?q=calles+de+valledupar&es_sm=91&source=lnms&tbm=isch&sa=X&ei=QbTAU4m3KYbLsATW6YK4Bg&ved=0CAYQ_AUoAQ&biw=1093&bih=522#facrc=_&imgdii=_&imgrc=mAkhmOysklXGaM%253A%3BHRUt33QKPCJ54M%3Bhttp%253A%252F%252Fmedia-cdn.tripadvisor.com%252Fmedia%252Fphoto-s%252F05%252F1b%252F6a%252Faa%252Fcalles-de-mi-valle.jpg%3Bhttp%253A%252F%252Fwww.tripadvisor.es%252FLocationPhotoDirectLink-g1009235-d2695353-i85682858-Plaza_Alfonso_Lopez_Valledupar-Valledupar_Cesar_Department.html%3B550%3B378

Calles árborizadas en Valledupar

De la mano del vallenato, en el Valle del Cacique Upar, nombre del gran jefe de la tribu de los indígenas Chimilas que habitaron estas tierras ubicadas entre la Sierra Nevada de Santa Marta y la Cordillera de los Andes, por quien nombraron esta ciudad, hay aún muchas costumbres que han acompañado siempre al vallenato, una de ellas son las peleas de gallos.

Juan Tadeo, un gran aficionado de las riñas y criador de gallos, me contaba que siempre los juglares animaban este tipo de encuentros y que ambos han ido de la mano. Pero hoy en día han sido opacados por esa corriente en la que todas las costumbres que tengan que ver con animales son atacadas, pero allí en Valledupar esto todavía es una gran pasión para muchos.

Por: Javier Andrés Escobar G.

La Pasión por los Gallos

En un recorrido que hice por la Gallería el Guere-Guere me di cuenta con el entusiasmo y el amor con el que crían y cuidan a estos animales, y mucho más cuando ya han batallado y son eliminados por contrincantes más fuertes. Sus heridas son curadas y viven a sus anchas en verdes campos el resto de su vida. Por lo tanto, si les gustan las peleas de gallos ¡este será el lugar para que asistan! Hay una de las galleras profesionales mejor montadas del país y del mundo de los gallos.

Por otro lado, no se pueden ir de Valledupar sin visitar el famoso Balneario Hurtado donde se encuentra la sirena que se ve en la mayoría de las fotos que promocionan la ciudad, y si no está muy lleno, tal vez hacer un clavado olímpico al río Guatapurí. De igual manera hay otros balnearios cerca de la ciudad y que generalmente los locales visitan los fines de semana.

Tomado de:https://www.google.com.co/search?q=balneario+hurtado&es_sm=91&tbm=isch&imgil=SOqxVSChPcDl3M%253A%253Bhttps%253A%252F%252Fencrypted-tbn1.gstatic.com%252Fimages%253Fq%253Dtbn%253AANd9GcTvIsqJPP_lnN37jdQBmTFakdWdMTRmSMv94spHEn70UyTj0kmv%253B640%253B480%253B06Jm3O4enS7HTM%253Bhttp%25253A%25252F%25252Fportalvallenato.net%25252F2011%25252F12%25252F14%25252Fcierre-temporal-del-balneario-hurtado%25252F&source=iu&usg=__aRd7tZ-euMCUOlt6H-B714fDDSo%3D&sa=X&ei=YbbAU8uPDdXNsQTV9ID4BQ&ved=0CCEQ9QEwAA&biw=1093&bih=522#facrc=_&imgdii=_&imgrc=mr34PEDP4yHAbM%253A%3BrEs5CO4T5VSfBM%3Bhttp%253A%252F%252Fvalledupar-cesar.gov.co%252Fapc-aa-files%252F31343833653462666661623363363432%252Fdan_ganas_de_tirarse.jpg%3Bhttp%253A%252F%252Fecocoturismo.blogspot.com%252F2012%252F05%252Fbalneario-hurtado-rio-guatapuri.html%3B550%3B411

Balneario Hurtado en el río Guatapurí

Si aún les queda tiempo y ya recorrieron todas las glorietas, decoradas con esculturas como el pedazo de acordeón, que dividen las vías de Valledupar, podrán darse un paseo por otras ciudades cercanas como La Paz y comerse las mejores almojábanas.

Por: Javier Andrés Escobar G.

Calles de Valledupar

En todo caso, el Festival de la Leyenda Vallenata es una de esas citas con la cultura popular de nuestro país que se deben cumplir, vivir y parrandear día a día hasta el amanecer, al son de los acordeones, las cajas y las guacharacas. Así que después de leer esta entrada, espero que empiecen a planear su ida al Festival y que cuándo les canten “Ya comienza el festival, vinieron a invitarme” parte introductoria de Ausencia Sentimental, canción insignia del evento, ustedes le respondan a quien se las canta que ya tienen todo organizado ¡y las maletas casi listas!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s