En busca del Carrito Sanguchero

En Lima no llueve. Suena extraño ¿verdad? Pero así es, en la capital peruana son contadas las veces que se tienen precipitaciones al año. Esto porque la “ciudad de los reyes” está ubicada en un desierto. Las casas no tienen techos a dos aguas, algunas estaciones del Metropolitano (el sistema de transporte parecido al Transmilenio) ¡no tienen techo! Todo porque nunca llueve. Pero así, por cosas de la vida, ¡a mí me cayó un aguacero!

Estación del Metropolitano

Un momento, no se alarmen, un aguacero para los limeños es una llovizna por la que en Bogotá no nos preocuparíamos  ni por sacar el paraguas. Pero allí es todo un acontecimiento, las calles se inundan porque no tienen buenos desagües, los niños salen asombrados a la calle a recibir la lluvia que muy pocas veces han visto en sus vidas. ¡No estoy exagerando! Martín, un hombre moreno de rasgos indígenas, de corta estatura y muy buen genio, me lo contó mientras me llevaba en su taxi. Sus hijas habían estado todo el día felices en el patio de la casa jugando bajo el agua.

Cuando me encontré con Martín, lo primero que me dijo al verme fue que me quitara el saco, que estábamos en pleno verano y en una ciudad al nivel del mar. Después de dejar mi mochila en el baúl me monté en el carro azul oscuro, en donde empezamos un recorrido de 20 minutos desde el Callao, donde queda el Aeropuerto Internacional Jorge Chávez, hasta la ¨majestuosa ciudad de Lima¨, como muchos se refieren a ella.

Los taxistas todo lo saben, y yo no podía desaprovechar la oportunidad de resolver algunas de mis dudas sobre el imaginario que llevaba de Perú y que seguramente muchos de ustedes comparten conmigo, así que la primera pregunta que le hice a él fue:

Javier (J): Martín, ¿Qué piensan acá en Perú de Laura Bozzo?

Martín (M): ¡No! ¡No! A Laura la extraditamos de este país, ella le ha dado muy mala fama al Perú con su programa en el que le pagaba a todo el mundo por hacer esos shows, y por sus escándalos. Ella ahora está en México.

Para los que no saben, Laura Bozzo, era la presentadora de Laura en América, ¿Ya saben de quién les hablo? Sí, la que decía ¡Que pase la amante! Esa. Si no está ubicado, definitivamente está totalmente desconectado de las maravillas del entretenimiento suramericano. Pero al ver que no fue un tema de mucho agrado para Martín, pasé del entretenimiento a la música.

J: ¿Y a la gente de acá sí les gusta Wendy Sulca y la Tigresa del Oriente?

M: Sí, a muchas personas les gusta. Sobretodo a las personas de los estratos más bajos que son la mayoría. Pero la Tigresa es más famosa en el exterior que acá.

Me asombré. Probablemente gracias a mis visitas (y las de mis amigos) en Youtube para burlarme de su manera de cantar y de sus letras musicales he vuelto famosa  a la Tigresa, pensé. Pero, por otro lado, confirmé que el género musical que interpreta Wendy es muy popular, inclusive escuché varias veces a su competencia: Lizeth Lázaro. Mientras le seguía preguntando a Martín sobre muchas otras cosas, íbamos pasando por varias avenidas con un tráfico desorganizado, según él, pero es que uno llegando de Bogotá nada le parece extraño.

Lima está dividida en 43 distritos o municipalidades donde alberga a sus 9 millones de habitantes aproximadamente, me explicaba Martín mientras entrábamos al distrito de San Isidro que era mi parada final.

Las municipalidades más conocidas son San Isidro, Miraflores y el Centro Histórico. En estas se encuentran los sitios turísticos más importantes. Lo primero que se debe hacer al pisar Lima, en mi opinión, es ir al Centro histórico que es Patrimonio Cultural de la Humanidad. Con eso ya puede uno decir que estuvo en Lima. En el Centro se visita la Plaza de Armas o Plaza Mayor de Lima y la Plaza San Martín que se encuentran muy bien conservadas desde la época de la colonia y de la república. También, se debe visitar la Catedral donde están los supuestos restos del conquistador español del Perú, Francisco Pizarro.

Plaza de Armas-Catedral

Plaza de Armas

No crean que en la Plaza Mayor de Lima se van a encontrar llamas, la típica imagen que tenemos del Perú, porque las únicas llamas que encontrarán serán las de los asaderos de pollos (que por cierto son muy buenos). Se encuentran más fácil estos animales en la Plaza de Bolívar de Bogotá que allá, es en serio.

Plaza de Armas

Para salir de la Plaza de Armas deben caminar por el Jirón de la Unión para llegar hasta la Plaza San Martín, que es imponente gracias al inmaculado blanco que la caracteriza. Esta plaza fue construida en honor a José de San Martín, el libertador argentino que colaboró con la lucha independentista peruana. Está rodeada de hoteles, bancos y restaurantes.

Plaza de San Martín

Hay una historia popular, no verificada, sobre el monumento de José de San Martín. Al frente de la efigie con el caballo está la figura de La Victoria. Cuando la mandaron a hacer le pidieron al artista que la cabeza de La Victoria tuviera unas llamas de fuego, pero el autor entendió que era el animal y le puso una llama en la cabeza a la estatua. Así que en esta plaza se encuentra, tal vez, el único casco en el mundo con una llama en la cabeza.

Estatua de José de San Martín- llama en el casco

Hay otros lugares en los alrededores, sobretodo religiosos, que vale la pena ojear por las piezas de arte limeño que tienen en su interior. Entre estos, el Templo de San Agustín que tiene un convento y un museo de arte religioso muy bonitos, además, de las catacumbas que fueron el primer cementerio de la ciudad.

Normalmente, la gente se imagina a Lima como una ciudad oscura, gris, triste. Sí, lo es. Pero el día que yo visité la plaza estaban en plena celebración de las fiestas de la Virgen de la Candelaria, así que estaba llena de color y música. Por lo que me quedó una imagen muy fiestera y colorida del Centro Histórico. Pero en general esta es una visita que no se deben perder por ningún motivo.

Fiestas de la Virgen de la Candelaria

Por San Isidro se pueden dar una pasada rápida, es el distrito más residencial que tiene la ciudad, claro está el de los más acomodados. En Miraflores la cosa sí cambia, es el distrito más turístico y está lleno de muy buenos sitios para visitar. Todo el malecón bordeando el Pacífico es muy agradable sobretodo si hay sol, pues muchas veces la espesa neblina que se forma no deja ver mucho e inclusive se entra a los lujosos apartamentos y hoteles que bordean la avenida.

Municipalidad de San Isidro

En el recorrido por el malecón se pueden ver diferentes parques como el de Los Novios y para los más arriesgados está el servicio de parapente. Más adelante se encuentra el Centro Comercial Larcomar. Toda su arquitectura está dispuesta para  siempre tener vista del Océano Pacífico que se vislumbra en todo su esplendor. Para disfrutarlo mucho más, se pueden dar una pasada por el Café Havanna, para tomarse un frappé con un alfajor ¡Delicioso!

Municipalidad de Miraflores- Malecón

Parque de los Novios

Centro Comercial Larcomar

Por último, es en Miraflores donde se consiguen la mayoría de los buenos restaurantes. Allí queda la famosa Rosa Náutica y muchos más. La comida es muy rica, y la especialidad es la comida de mar. En la mayoría de ellos tienen el famoso Cebiche, ceviche, sebiche, seviche ¡Sí, lo escriben de todas las maneras!

La Rosa Náutica

Ceviche

Otro de los platos recomendados es la corvina, el lomo o cualquier cosa “a lo macho”, que es una salsa con todos los mariscos y, como sobremesa, se pueden tomar una chicha morada.

Corvina con salsa a lo macho

Para terminar el día, por la noche se pueden ir al Circuito Mágico del Agua del Parque de la Reserva, un show que lo deja a uno asombrado.  Son varias fuentes con diferentes formas, pero el atractivo principal es el show central, donde se reproducen hologramas en las fuentes con los bailes típicos del Perú. Su construcción costó 15 millones de dólares aproximadamente y ganó el Guinness Record por ser el complejo de fuentes más grande del mundo en un parque público.

Circuito Mágico del Agua

Islas Ballestas y Dunas de Ica

 Si se aburrieron en Lima, este es el plan que deben hacer y más si les gusta la naturaleza y las aventuras extremas. Puede ser plan de un día o de varios, todo depende del tiempo que usted tenga.  Para los que quieren hacerlo de un día, como yo, deben estar en pie a las 3:00 a.m. para irse al terrapuerto, así les dicen a las estaciones de bus de la empresa donde hayan comprado los tiquetes el día antes, la mía fue Cruz del Sur. Para los que desde ya se están quejando de la hora, no se preocupen, en el recorrido tienen 4 horas más o menos para recuperar ese sueñito perdido que se necesita, pues el día apenas comienza.

El primer paso para llegar a las Ballestas es bajarse en el terminal de Paracas, no se imaginen algo muy grande, es una casa de techo de Zinc rodeada de desierto. Ahí mismo le ofrecen a uno el tour por la Reserva Natural.

Ir a las Islas Ballestas es como ir a las Islas Galápagos, pero en miniatura. En Lonely Planet les dicen “las Galápagos de los pobres”. Después de salir en la lancha del Muelle del Chaco, se empiezan a ver unos paisajes de postal, como diría mi abuela. Un mar aguamarina muy pacífico, como su nombre, al lado del color ocre de las dunas ¡impresionante!

Dunas en Paracas

Unos 25 minutos más tarde con una fría brisa marina golpeando en la cara, se comienzan a ver a lo lejos las islas. ¡Culturízate con Javier! No, mentiras, mucho plagio. Pero si usted está en las Islas Ballestas se encuentra en la Reserva Nacional Sistema de Islas, Islotes y Puntas Guaneras (RNSIIPG) que es un área protegida por el Estado peruano, de una extensión de más de 140 Hectáreas.

Islas Ballestas

Cuando llegue a las Ballestas ¡Mucho ojo! No mire mucho hacia arriba, pues depronto lo recibe una desagradable sorpresa de las cientos de aves que rodean los islotes. Pero igual, eso es algo ineludible, relájense que eso es de buena suerte.

En la reserva se oye el fuerte rugir de los lobos marinos chusco, que es la especie predominante. Hay varias playas de lobos (los animales). Una es la de los solteros heridos que no ganaron las batallas para aparearse, mientras que los ganadores están con su harem de más o menos 14 hembras en otras. También, se ven pingüinos Humboldt, pelícanos peruanos, piqueros y zarcillos. Todas estas aves son las que producen el guano, que no es más que sus deshechos que son utilizados como fertilizantes. En todo caso, para los que les gusten los paseos ecológicos y el mar se deben apuntar a este plan.

Pingüinos de Humboldt

Lobo Marino

De las islas lo devuelven al terminal para esperar el bus que lo lleva a uno hasta Ica. En la ciudad no hay nada para hacer. Lo que yo hice fue contratar a un taxista para que me llevara a lo más turístico, que son 2 planes puntuales: 1) Visitar las destilerías de Pisco y 2) Ir a Huacahina a las Dunas de Ica.

Ica, Arequipa, Moquegua y Tacna son las ciudades que más producen Pisco en el Perú. En la visita a la destilería uno queda experto en Pisco, y prendido también después de las degustaciones del Pisco Sour, el Mistella, el Pisco Acholado, entre otros. El Pisco puro varía entre 38% a 48% de alcohol.

Para bajar el Pisco, después pueden almorzar un plato típico, yo escogí carapulcra con sopa. No es más que carne de cerdo sudada con pasta. Pero no coman mucho porque en el plan de la tarde algunos lo podrían lamentar.

Carapulcra con sopa

En el oasis de Huacachina, si usted no tiene problemas de corazón y le gustan las actividades de riesgo, llegó al lugar indicado. El paseo en los buggies, esos carritos hechos de tubos metálicos que resisten el uso y el abuso, por las dunas es toda una aventura. Después de dar varios saltos extremos, de recibir arena en la cara por la velocidad y de varios gritos que lo hacen sentir a uno en una película de Indiana Jones, el carro se detiene. Ahora viene algo mejor ¡Sandboarding!

Huacachina

Buggie

El Sandboarding se hace en varias dunas, desde la más baja a la más alta, y después de varias caídas, tropezones y vueltas uno termina lleno de arena de pies a cabeza, y por varias semanas.

Sandboarding

Al terminar, usted puede volver a Lima, como lo hice yo, o puede quedarse en algún hostal y seguir a las líneas de Nazca al otro día, a mí el tiempo no me alcanzaba porque al día siguiente tenía mi vuelo a Juliaca.

Juliaca, Puno y Lago Titicaca

 Juliaca es un moridero. Puno, peor. De viaje uno quiere visitar ciudades bonitas o diferentes, pero estas están fuera de esa lista. Lo único que ofrecen es la oportunidad de conocer mucho más la cultura del país y no más.  Normalmente, Juliaca se visita porque allá queda el aeropuerto, y lo mejor que tiene es la salida hacia Puno, que es el mejor puerto para embarcarse al Lago Titicaca desde Perú. El Lago sí vale la pena y las Islas de los Uros mucho más.

Lago Titicaca

Al llegar al puerto en Puno, uno paga por el recorrido que se quiere hacer.  Yo pagué por el más corto, la verdad porque no quería pasar la noche en Puno (sí, así de feo me pareció).  Allí me hice amigo de una familia peruana que me acogió como otro hijo cuando vieron que iba solo, me integraron hasta en la foto familiar ¡Javier, Javier una foto! Gritaban en su acento peruano. Esta familia me dejó ver la jovialidad de la gente peruana, que para mí fue la media.

En el lago cada isla tiene su nombre y tiene un ¨presidente¨ que es quien recibe a los turistas y promociona sus artesanías ¡Que son costosísimas!  Las Islas de los Uros son artificiales y son tejidas con totora, que es una planta que crece en el mismo lago. Por debajo del tejido tienen unos bloques que son hechos de materiales orgánicos que las hacen flotar, y para detenerlas utilizan unas estacas que se entierran en el fondo del lago, que en ese lugar puede alcanzar unos 30 metros de profundidad.

En cada isla viven más o menos 5 familias que se sostienen con la pesca, la caza de aves y la recolección de huevos y plantas.  Las comunidades que habitan estas islas hablan Quechua.

Para los que queden muy amañados de las islas, tranquilos, allí los indígenas ofrecen alojamiento por muy pocos Soles (moneda peruana). Si se van a quedar, no olviden llevar un saquito, pues están a 3,800 metros sobre el nivel del mar y para los más delicados pueden comprar las Sorojchi Pills, para evitar el mal de las alturas. Si va a comer, coma trucha que es lo más fresco que encontrará.

Lago Titicaca- Islas de los Uros

Después de las islas, me demoré más en bajarme de la lancha que en estar cogiendo una moto-taxi para que me llevara a la terminal de transporte para seguir mi recorrido hacia Cusco. La gente normal hace el recorrido al revés, es decir Cusco-Puno, para ir cambiando de altura gradualmente.

Cuando llegué a la terminal de buses no había ni Cruz del Sur, ni Ormeño así que mi empresa elegida fue ¡Super Power!, ya se imaginarán el resto. Un lechero que paró en cuanto municipio, corregimiento y vereda que se encontró en el camino.

Municipalidad Provincial del Cusco

En Cusco la gente por hotel u hostal no se vara. Los hay desde precios moderados hasta de más de 300 dólares la noche. La ciudad está llena de sitios y sabores por descubrir. Es una ciudad muy colonial de calles empedradas, estrechas y techos a dos aguas de tejas de barro, muy acogedora.

Cusco

Para empezar, en la Plaza de Armas de Cusco se encuentran 3 de las iglesias más importantes de la ciudad: el Templo de la Sagrada Familia, la Catedral y El Triunfo. En estas iglesias se puede encontrar un estilo simbiótico, que sale de la combinación del barroco europeo con el estilo autóctono. Por ejemplo, hay un cuadro de la última cena donde el plato principal es ¡un cuy! Y las frutas en la mesa son papayas.

Cusco

Algunas curiosidades de las iglesias:

  • El Templo del Triunfo le hace un homenaje a la victoria de los españoles a los Incas.
  • Aquí en este complejo se puede encontrar la cruz de la conquista, la primera que vino desde España a América y que acompañó a Fray Vicente Valverde, que a su vez acompañaba al sanguinario conquistador Francisco Pizarro.
  • La Catedral de Cusco está inspirada en la Catedral de Granada-España donde están los restos de Juana la Loca y Felipe el Hermoso, lo que genera una sensación de Deja vú para los que han visitado Granada.
  • En el complejo se encuentran los restos de Garcilaso de la Vega, o El Inca Garcilaso, quien escribió sobre la historia Inca.
  • Si quieren entrar gratis a la Catedral, pueden madrugar a misa de 7 a.m.

Plaza de Armas- Cusco

Aparte de estas tres iglesias del complejo, la municipalidad está llena de templos religiosos, ahí se pueden entretener un buen rato.  En Cusco les recomiendo que se pierdan un poco por la ciudad, las calles que rodean la plaza son todas muy bonitas. La Avenida del Sol es la más importante de la ciudad. Recorriéndola se encuentra mucha comida para probar. Por ejemplo, para almorzar pueden pedir anticuchos (corazón de res) y acompañarlos con una buena Inca Kola. También venden cuy y muchos platos con carne de cerdo. Si quieren comprar algo hay muchas artesanías y productos elaborados con lana de alpaca, claro que estos últimos no es que sean los más baratos.

Anticuchos

En la Plaza de Mercado, que está llena de alegría gracias a las coloridas telas de las artesanías y miles de olores por los diferentes productos que ofrecen, los jugos de todas las frutas son muy buenos y el pan de trigo es algo indescriptible. Si usted no es de los que le gusta probar los sabores de otras culturas, tranquilo, hay todo tipo de restaurantes incluyendo Mc Donald’s y la cadena local de hamburguesas Bembos.

Plaza de Mercado

Cusco da para todo tipo de plan, si quiere rumba en las noches hay, si quiere museos hay varios muy interesantes como el Museo del Inca. Pero bueno, al fin y al cabo, esta ciudad es sólo una parada para llegar a una de las maravillas del mundo: Machu Picchu. Si no llevan nada organizado no se preocupen, cada tres casas hay una empresa turística que ofrece todo tipo de planes para llegar. Hay desde los más aventureros, como el Camino del Inca, que dura 3 días, y para los más acelerados el de un día. También le ofrecen paquetes para visitar otras ruinas importantes como las de Sacsayhuamán (otros lo escriben Saqsaywamán), ya usted arma su plan y escoge.

Cusco

Machu Picchu

 Recuerde siempre pronunciar la primera C en Picchu, como si dijera Pijchu. Esa es la manera correcta de decirlo, así con seguridad llegará donde es. Para ir a la ciudad perdida de los Incas, el recorrido que yo hice comenzó desde Cusco a la estación de tren de Ollantaytambo, que queda más o menos a 2 horas y media.

Si usted va a hacer el recorrido de un día, se llega a esta estación en la madrugada. No se apresuren a tomarse esa bebida de manzana con quinua que le ofrecen de primerazo, a mí me pareció como un remedio. Más adelante, encuentra muchas otras tiendas para comer algo.

Cuando compre su paquete turístico, compre su tiquete en el tren más barato,  todos los trenes dan lo mismo, en los supuestamente panorámicos no se ve mucho más que en los que no lo son. El recorrido es más o menos de 1 hora y media. Eso sí, si quiere algo diferente puede comprar su pasaje en el Orient Express que tiene chef y barra libre de licores, pero ojo con la barra libre a la ida, pues mínimo no se acordará de que estuvo en Machu Picchu.

Tren a Machu Picchu

Ya en la estación de Ollantaytambo, todo es fácil. Los “Liderman”, vestidos con su uniforme café y chalecos reflectivos, son quienes coordinan y le van indicando a la gente en cuál tren deben montarse. La parada final de ese tren es Aguas Calientes. Otra ciudad que no tiene mucho que ofrecer aparte de artesanías y comida. Ah, y sus aguas calientes o termales que, por cierto, no son muy buenas.

De Aguas Calientes se coge un bus hasta la entrada de Machu Picchu, donde se encuentra uno con las típicas excursiones de pensionados gringos de camisas de flores o la de los 500 japoneses tomándole fotos a una tapa en el suelo pensando que fue de la última Inca Kola que se tomó Atahualpa. Pero nada de esto logra opacar el paisaje que ofrecen las imponentes montañas de los Andes y Machu Picchu.

Machu Picchu

El paisaje definitivamente quita el aliento e invita a reflexionar. Las tres montañas principales son Machu Picchu, Wayna Picchu y Putucusi, que son la vieja, la joven y la feliz.

Según los estudios de historiadores, esta ciudad Inca era una ciudad de la realeza y en últimas era como una universidad, sólo vivían allí los hijos e hijas de las clases altas. La ciudad fue re-descubierta por el profesor de Yale, Hiram Bingham.

Machu Picchu con Waynapichu al fondo

Actualmente, el 70%- 80% de la ciudad es original (aunque todos los guías dan estadísticas diferentes) y es Patrimonio Cultural de la Humanidad. En fin, aquí no les voy a dar mucha historia del sitio, esa la encuentran en Wikipedia, lo que sí debo decir es que ¡hay que visitarla!

De bajada, uno se devuelve en el mismo bus, pero muchas veces no lo incluyen en los paquetes turísticos y toca pagar el tiquete adicional. Así que ¡mucho cuidado! Y exijan que se lo incluyan.  De vuelta en Aguas Calientes, pueden probar la carne de alpaca asada, que no está nada mal y rematar con un té de coca.

Té de Coca

Ya para terminar, aunque no me recorrí todo el Perú, sí pude capturar una panorámica de cómo es su cultura, con muchas costumbres indígenas aún muy arraigadas,  y su gente, que en general me pareció amable y servicial. Algunos de mis imaginarios sobrevivieron, a mucha gente sí le gusta la música tipo Wendy Sulca y tecno cumbia.

Por otro lado, aunque a Laura Bozzo no la quieran, mal que bien ha promocionado el país, y gracias a ella yo fui a Perú en busca de los carritos sangucheros que efectivamente encontré.  Ellos generan el sustento de muchas familias de escasos recursos (que conforman una gran parte de la población) del Perú y no son más que los carros de ventas callejeras de perros calientes y hamburguesas.

Después de mucho pensar, logré encontrar la palabra con la que yo definiría al Perú: melancólico. Es un país de grandes contrastes, aún en desarrollo, como la mayoría en América Latina, que pasa de sus paisajes desérticos e inhóspitos a la soledad que transmiten las grandes y verdes montañas de los Andes. Pero en general es un país que deben conocer y vivir ¡es toda una experiencia llena de impresionantes paisajes y exquisitos sabores!

Así que si tienen la oportunidad de ir a Perú, no lo duden, cojan sus maletas o su mochila y salgan de su casas ¡No se arrepentirán!

Perú

16 pensamientos en “En busca del Carrito Sanguchero

  1. Que bien Javier, felicitaciones, con esas descripciones dan ganas de visitar estos lugares, aunque confieso, que antes de leerlo a usted, no estaban entre mis planes.

  2. Creo que no he leído un mejor relato de las experiencias en Perú como este! Esta buenísimo, ya estoy esperando el proximo para leerlo apenas tenga el tiempito. 🙂

  3. Como siempre excelente relato! Muy buenas fotos también, me antojé de Cebiche (o seviche, o ceviche hehe). Desafortunadamente sólo tuve el placer de estar unas horas en el Aeropuerto de Lima, y aún así, no dejé pasar la oportunidad de degustar una INCA KOLA (añoranza de infancia cuando veía Nubeluz!.) Espero tu próximo viaje para leer tus aventuras!! Un abrazo.

  4. Javi me encanto leer tu aventura recorriendo este pais… siempre he querido ir a conocerlo y la verdad con lo que acabo de leer se aumentaron mis ganas de ir. Me encanta que seas tu el que lo escribe y le contagie a uno esas ganas de recorrer el mundo!!

  5. Definitivamente tus relatos son lo mejor!!! Uno no se quiere despegar ni un segundo. Que pasó con la foto del carrito sanguchero!??? Por favor estoy esperando el de resto de tu viaje!

  6. Myriam Bernal

    Javi: Estoy impresionadísima por tus dotes de escritor que yo no conocía¡¡

    está tan bien escrito, que deberías ir recogiendo éste y otros relatos de viaje y armar un “libro de viajes” interesántisimo, el cual, teniendo en cuenta la calidad, seguro te publicarían¡¡
    Felicitaciones¡¡

    p.s. y, ¿ahora para donde sigues?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s